Sobre la Film Symphony Orchestra o cómo disfrutar de la música sinfónica

Hoy quería hablaros de una música con la que estoy poco familiarizado, la música de orquesta. Una música que por lo general no predomina en nuestro día a día, o sí, y no somos conscientes.

Film Symphony Orchestra, la mejor música de cine en concierto

El pasado 15 de diciembre tuve la oportunidad de asistir a este maravilloso espectáculo de sonido y luces en el Auditorio Nacional de Madrid. Constantino Martínez-Orts, quien dirige la orquesta y se encarga de elegir el repertorio que se va a interpretar durante el concierto. Fuimos adentrándonos y rememorando grandes mitos del cine como: Casablanca, Éxodo, Tiburón, Hook, Titanic, La Misión, Up, La La Land, Rocky, Rogue One, Pearl Harbour, Bailando con lobos, Tombstone, Lío en los grandes almacenes, Iron Man o El hombre de acero. Y he de confesaros que fue una sensación muy satisfactoria y emocionante poder poner cara a cada instrumento. Ver y oír cómo empiezan a sonar cada uno de ellos, cómo se van acompañando y cómo se van formando esas canciones que ya forman parte de grandes películas de la historia del cine. Hay que recordar que la música de cine es vital para acompañar y ayudar a transmitir todas las emociones que se quieren transmitir desde el guión. Gracias a la música nuestro cerebro es capaz de almacenar y de recordar mucho mejor estas historias. Y qué decir del valor emocional y sentimental que puede llegar a transmitirnos una canción…

Film Symphony Orchestra (FSO) es la primera orquesta sinfónica europea especializada en música de cine. Ofrece exclusivamente conciertos de grandes títulos del séptimo arte -en su sentido más amplio- o de autores estrechamente vinculados al género. Cuenta con una base de 75 músicos profesionales seleccionados por un comité artístico que vela por los más altos niveles de excelencia técnica y artística.

La Música de las Galaxias

Director y orquesta, han recorrido los principales espacios del país con su tradicional gira anual de conciertos; y sus ciclos especiales como "La Música de las Galaxias": una experiencia sensorial sobre Star Wars en su 40 aniversario. También han participado en diversos eventos cinematográficos como la XXXI Edición de la Gala de los Premios Goya, la clausura del Festival de Cine de Zaragoza, la Premiere de El Hobbit 3, las proyecciones de Regreso al Futuro y Frozen en el Palacio de los Deportes de Madrid  y en el Palau Sant Jordi en Barcelona, el Premio Internacional de Composición de Bandas Sonoras Juan Gil Bodegas Familiares, el Festival de Series de Movistar+, etc.

Cabe destacar que a día de hoy más de 100.000 personas han asistido a los espectáculos FSO, los cuales han abarcado prácticamente la totalidad de comunidades autónomas: País Vasco, Navarra, Aragón, Cataluña, Comunidad Valenciana, Islas Baleares, Murcia, Andalucía, Comunidad de Madrid, Castilla y León, Asturias, Galicia, Islas Canarias...

Y todo esto con un único propósito, acercar la música sinfónica a nuestra sociedad a través de un hilo conductor universal: el cine.

Sobre el director: Constantino Martínez-Orts

El maestro Constantino es compositor, director de orquesta y divulgador musical especializado en música de cine. Inteligente y expresivo, singularmente característico por su entusiasmo contagioso y la pasión que transmite en sus interpretaciones. Algo que se puede palpar y sentir tras la ovación del respetable en cada concierto.

Es profesor de dirección de orquesta en Berklee College of Music e ideólogo en Film Symphony Orchestra. Con ella ha dirigido en la mayor parte de auditorios de España y en lugares tan singulares como la Plaza de Toros de las Ventas,Palacio de Vistalegre, Palacio de los Deportes de Madrid o Palau Sant Jordi de Barcelona.

En 2017 dirigió y compuso la música original para la gala de los premios Goya en su trigésima primera edición. Ha obtenido galardones internacionales como el Gran Premio de Dirección de Orquesta de Moldavia o el segundo Premio en el Concurso Internacional de Dirección de Orquesta de Craiova. Estando, además, al frente de las más prestigiosas orquestas europeas.

Como compositor ha obtenido los siguientes premios: el "Postgraduate Composer Prize" que The London College of Music otorga al mejor compositor Master, premio en el Concurso Nacional de Composición "Amadeus", premio en el Concurso Internacional de Composición: " Tomás Luis de Victoria", premio a la Mejor Banda Sonora en la XXXI edición de la Mostra de Cine de Valencia, premio Jerry Gold misth por su obra Pax et Bonum entre otros…

Film Symphony Orchestra TOUR 2017

Todavía tienes hasta el 26 de enero para disfrutar en directo de la música de Film Symphony Orchestra. Puedes consultar todas las fechas disponibles y hacerte con tu entrada para no perderte este espectáculo de imagen y sonido en: Film Symphony Orchestra 


Sidecars se marca la piel: "Nuestras canciones se están haciendo de la gente"

Llevan ya diez años subidos sobre el escenario. Son de Alameda de Osuna y en su último disco se han abierto el pecho, lo han dejado al descubierto y nos lo han entregado en forma de trece canciones. Ellos son Sidecars y ahora están de vuelta con su quinto disco, Cuestión de Gravedad.

El frío ya se ha instalado en la capital. La manecillas del reloj rozan las tres y media y Ruli y Gerbass me reciben en la sala Costello de Madrid: sin duda, un bonito lugar para este encuentro.

Música Ilustrada: Ruli y Gerbass. La sala Costello os ha visto crecer. Aquí habéis vivido muchas historias. Qué bonito es volver, mirar atrás y ver todo lo que habéis conseguido.

Ruli: Es nuestro cuartel general. Antes veníamos mucho, pero ahora es verdad que venimos menos. Había semanas que nos tirábamos aquí de lunes a viernes.

Gerbass: Así es. Es nuestro cuartel general desde hace diez años y nos hemos visto en todas las posiciones de Costello, desde borrachos en el baño vomitando, que no había quien saliera de ahí, hasta yo mismo que he estado currando durante dos años detrás de la barra. Ahora es más un rincón de reunión, de estar con los jefes, de hablar, y de celebrar las cosas que nos están pasando.

MI: Siempre habéis sido Juancho, Ruli y Gerbass, y Manú en los comienzos, pero en esta nueva etapa habéis incorporado a nuevos miembros como son Ramiro Nieto, Sergio Valdehita, Pere Mallén y Nigel Walker como productor. Amigos con los que ya habéis tocado en conciertos y festivales, pero, ¿cómo se producen estas nuevas incorporaciones?

R: La verdad es que todo ha sido de manera muy natural. En el caso de Pera, Valdehita y Ramiro, siempre han sido como nuestros fieles escuderos. Todo empezó a raíz de la grabación de Contra las Cuerdas, ahí se reestructuró un poco el formato de la banda, Matías tenía que volver a Argentina, Mauro se fue durante la gira, y bueno, fueron apareciendo esta serie de personajes que ahora mismo son vitales para Sidecars. Siempre nos hemos llevado bien y siempre intentamos que la gente que se incorpore forme parte de la familia.

G: Es como con las novias: con la primera tienes una relación insufrible, con la segunda ya va a mejor, y con la tercera ya buscas que te vayas a llevar bien durante mucho tiempo y que te vayas a entender y a que todo vaya a ir bien. Y es lo que nos ha pasado con estos tres monstruos. Son músicos geniales y con los que nos llevamos muy bien. Y de Nigel, qué decir. Hicimos Fuego Cruzado y Contra las Cuerdas con él, y no es que se nos impusiera. Estuvimos tanteando y pensado con qué productores podíamos trabajar, pero ya teníamos la espinita de querer trabajar con él. Ya nos conocía, él sabe perfectamente cómo llevarnos y tiene más experiencia que cualquier otro productor al que pudiéramos optar.

MI: Pero Nigel recibe muchas propuestas, es un subidón que decida coger vuestras canciones.

R: Eso es. Al principio sobre todo. Recibimos mucha información sobre él de gente que había trabajado a su lado y en el primer disco sí fue así. Luego en Contra las Cuerdas y en Cuestión de Gravedad hemos hecho tan buen tándem que desde un principio sabíamos que queríamos trabajar con él.
G: También se tienen que dar los tiempo: que nosotros tengamos canciones y material para grabar y que él estuviera libre. Pero sí teníamos claro que era con Nigel con quién queríamos producir estos discos.

MI: A nivel artístico, el trabajo en equipo puede llegar a ser duro o complicarse, ¿qué tal lo lleváis eso vosotros?

G: Nosotros no tenemos problemas de egos. Juancho escribe las canciones y tenemos plena confianza en que él es el que mejor está en forma a la hora de escribir. Ahí no tenemos problemas, le damos vía libre. Pero es que Juancho ya viene con los bocetos de las canciones muy trabajadas y eso facilita mucho el trabajo en el estudio.
R: Sidecars funciona como un organismo. Nos conocemos de hace mucho tiempo y ya sabemos cómo funcionamos. Sabemos perfectamente cuál es la función de cada uno y la verdad es que son más de diez años ya trabajando juntos, entonces, lo tenemos ya muy hecho.

MI: Habéis dado miles de conciertos, pero siempre que se vuelve uno a subir al escenario hay nervios. ¿Cómo hacéis para liberara esa tensión? ¿Qué manías tenéis?

G: Las manías siempre son las mismas, siempre estamos dando vueltas y chocando unos con los otros, pegando un grito de vez en cuando, pegarle una patada a un taburete que te encuentras, pero al final nos tomamos un chupito y nos abrazamos fuerte antes de salir y para adelante. Pero el ritual es ese, estar dando vueltas sin parar.

MI: Después de haber defendido vuestras canciones en eléctrico como en acústico, y haber grabado un disco, Contra las Cuerdas, en ésta última, ¿con qué formato os identificais más o cuál os gusta más para defender las canciones?

R: En el caso de Contra las Cuerdas no es que estuviéramos cansados de tocar en eléctrico, más bien fue un forma bonita de hacer un repaso y recuperar viejas canciones, que quizá, nos habíamos dejado por el camino. Las canciones, por cómo las trabaja Juancho, nacen en el salón de su casa él sólo con la guitarra y es la manera más natural de hacerlas, por eso el acústico en este caso se acerca más a la canción original o a cómo nacen. En el caso de los teatros, por ejemplo, siempre pensamos que el acústico era el formato que mejor funcionaría. Luego en otras salas, somos más eléctricos. Hemos concebido los conciertos a lo que las salas requerían. No nos rechina nada del acústico ni del eléctrico.

G: Hemos aprendido. Nos hemos dado ya tantos palos probando cosas que funcionan o no funcionan que con Contra las Cuerdas fue un poco tirar pa’lante. No teníamos muy claro que fuera a salir bien. Al final tuvo mucho éxito y salió genial. Hemos aprendido mucho de cada formato y extraído lo mejor de cada uno para poder mezclarlo ahora y llegar al sonido que tenemos. Pensamos que Cuestión de Gravedad tiene lo mejor del formato acústico y lo mejor del formato eléctrico. Es el máximo exponente.

R: Justo. Cuestión de Gravedad es como una mezcla perfecta de Fuego Cruzado, que fue nuestro punto más eléctrico, no confundir con velocidad (risas), y Contra las Cuerdas, que fue nuestro momento más acústico.

MI: Carles Francine, en su programa de La Ventana, hace  una vista muy interesante sobre cómo van sonando vuestros discos, de más cañero a más tranquilo. Imagino que esto también va ligado a las distintas etapas de la vida que uno va viviendo. Creo que con este disco habéis llegado a un sonido muy definitivo.

R: El disco es un poco lo que hemos querido hacer toda la vida. Y creo que se han juntado un poco los astros para este disco, jajaja. Hay que tener en cuenta que cuando grabamos Contra las Cuerdas, que era un recopilatorio, ya estábamos pensando en entrar en el estudio a grabar, porque Juancho seguía componiendo canciones y había material. Y hemos tenido lo mejor de todo, banda, canciones, nos pilló en muy buena forma.

MI: La primera vez que yo os ví, fue en el campus de la Complutense, en el Paraninfo. Ahora habéis llenado la Riviera tres veces.

R: Pecamos un poquito quizá de anticiparnos y sacar las entradas con meses de antelación. Pero porque creemos que es la mejor manera de hacerlo. Si tu sacas el disco y automáticamente te pones a girar, no dejas respirar las canciones. Creímos que era necesario dejarlas respirar un poquito porque además vemos que hay cancionero de sobra en este disco como para dejar ese espacio de tiempo entre el lanzamiento del disco y la gira.

MI: En aquella época, ¿os veíais donde estáis ahora o incluso viviendo de la música?

R: Jajaja, era un deseo, pero de ahí a que se pudiera cumplir…

G: Desde no hace mucho vivimos sólo de la música y hemos podido dejar otros trabajos en los que trabajamos paralelamente a la música, pero ahora mismo sí, hemos conseguido la mayor meta que en realidad era poder vivir de esto y poder poner todo tu corazón y toda tu cabeza en un proyecto, que para nosotros, es Sidecars y que lo ha sido desde hace ya mucho tiempo.

MI: Cuestión de Gravedad es una historia de amor y desamor que vive el propio Juancho. ¿Cuándo se da él cuenta de que tiene un disco entre las manos?

G: Nos hemos parado, y como decía Ruli, ya había material cuando nos pusimos a grabar Contra las Cuerdas. Juancho siempre es muy dinámico y siempre está escribiendo. Toda esta historia que cuenta en Cuestión de Gravedad viene marcada, desde hoy mismo, a tres años atrás, entonces todo se ha ido construyendo a lo largo de este espacio de tiempo. Pero él no estaba escribiendo esto exclusivamente porque pensara que de ahí iba a sacar un disco. Juancho escribe de lo que tiene dentro, y en este momento, él, se siente mucho más expuesto porque ha contado mucho, se ha abierto en canal y le da un poco de miedo. Aún así creemos que eso es lo que hace que las canciones se estén haciendo propias a la gente con más facilidad.

MI: Locos de atar es el tema que abre el disco, y es también, ese primer sentimiento que nace en una relación. Todas las sensaciones que se tienen son de nervios, de alegría, de no saber cómo irá pero de querer lanzarte. Como cuando sacas el disco a la calle.

G: Pues sí. Es la ilusión de tu vida. En ese momento nosotros ponemos todo lo que tenemos dentro por este disco y cruzamos los dedos lo más fuerte que podemos para que funcione lo mejor posible. También hemos tenido más medios para grabar el disco, hemo podido llegar a un nivel mayor y afortunadamente está saliendo por su propio peso, y está consiguiendo una difusión que no habíamos conseguido hasta la fecha.

MI: Ahora es más fácil promocionarse o llegar con tu disco a más gente, con todos los medios que existen, redes sociales, plataformas digitales...

R: Es verdad, pero Spotify por ejemplo, no suple el que ya no se vendan disco como antes pero sí que permiten que haya más baremos en los que te puedas fijar y qué estadísticas está recogiendo tu disco en el último mes… es ya te dice bastante.

G: También es verdad que el mercado ha cambiado mucho. La venta de discos es una lucha que ya todos damos por perdida prácticamente. De vez en cuando pillas un poquito  de royal pero un migita. La difusión está mucho más por encima que el querer vender discos. Al final te va a aportar mucho más que te escuchen un millón de personas a vender cinco mil discos. Por esa razón subimos nuestros temas a plataformas como Spotify o YouTube, también para que todo esté mucho más accesible. A nosotros lo que nos da para vivir son los directos.

MI: En ese sentido, España goza de buena salud. Hay gran variedad de circuitos, festivales, salas, en las que se está apostando por la música en directo.

G: Hace dos años y medio nosotros no podíamos decirlo, nos estaba costando un poco más… tres años después está creciendo mucho y va muy rápido. Los festivales tiene una capacidad de congregación que no tienen macrodiscotecas ni campos de fútbol y eso es muy de agradecer para todos los grupos. Pero es una exposición más, quizá estás yendo a un festival en el que sabes que la gente no va a verte a ti pero de repente se cruzan con tus canciones y descubren que les gusta y se suban al carro. Y eso es bueno.

R: Lo que ha pasado con la música en directo y en concreto con los festivales, es que se están viendo como un modelo de ocio alternativo; en vez de macrobotellón, pues nos vamos de festival. Yo me aventuraria a decir que la mayoría de la gente muchas veces no saben ni lo que van a ver. Igual que si hay muchos que aman la música y saben perfectamente en dónde están. Creo que no hay tanto seguimiento en España como para que sean tan masivos y hay mucha gente que va porque es el único momento del año que tiene para juntarse con todos los colegas.

MI: Es cierto que a vosotros os ha costado entrar en este formato.

R: Tampoco es una cosa que nos comiera la cabeza. Siempre hemos pensado que para salir adelante dependíamos de nosotros mismo y de nuestra gira. Para Sidecars el éxito es hacer una gira propia. Ir a un teatro de quinientas personas y llenarlo. Los festivales no dejan de ser un complemento más para la gira.

G: Es el complemento perfecto. Nosotros nos centramos en nuestras salas, ahora en Madrid hemos llenado la Rivera por tres veces, hay otras ciudades de la gira en las que la venta de entradas también está yendo bien. Eso es lo importante. Si lo estás haciendo bien en las salas eso conlleva a que los festivales también se interesen por ti. Y en ese momento es el complemento perfecto. Nosotros hacemos la gira en primavera/otoño y luego llega el verano y ya completas la máxima exposición nacional haciéndote algunos festivales. También creemos que es delicado el tema de hacerte treinta festivales ya que puede llegar a quemarte con respecto a hacer salas propias, nada más. Nosotro de momento vamos con pies de plomo, como hemos ido siempre, que así nos está yendo bien. Luego cada banda es distinta. Los puedes tener que tenga un caché muy alto y que solo hagan festivales y que con eso les da para vivir. Nosotros no estamos en ese cesto y tampoco va con nuestra forma de pensar.  También hay que tener en cuenta a todo el equipo que va contigo y te acompaña en cada bolo o en cada festival. Tienes que controlar esto porque si no te puede pasar que acabes con un agujero económico importante, a nosotros ya nos pasó en el pasado y hemos aprendido.

R: En Contra las Cuerdas nos pasó. Quisimos ser tan fieles al formato del disco que solo lo llevamos a cuatro sitios más o menos cercanos: Madrid, Valencia, Barcelona y Valladolid que son ciudades que pillan cerca a todo el mundo, más o menos. Tuvimos suerte y llenamos los cuatro, pero si no llegamos a llenarlos el golpe habría sido muy duro.

MI: Y con todo esto, ¿os habéis planteado hacer un WiZink?

R: Sí nos lo hemos planteado, y es la siguiente pantalla, pero ahora mismo no nos preocupa porque es un sitio tan grande que te puede parecer un éxito desde fuera pero por dentro un fracaso absoluto. Es verdad que hay distintos formatos dentro del WiZink pero el día que decidamos dar ese salto nos lo pensaremos muy bien. ¡Ojalá!. También somos muy agonías. El año pasado ya nos pasó que siempre que terminábamos de llenar una sala, Paco (manager) nos decía: “venga, vamos a buscar otra sala que hay que seguir vendiendo entradas”. Al final también necesitas descansar y desconectar un poco.

G: Hace muy poco estábamos acojonados con hacer dos Rivieras, nos convencieron y salió, y la tercera ni nos la planteamos, pero resulta que nos lanzamos también y se ha vendido todo. Esto son cosas que nos están pasando desde hace muy poco y todavía es muy pronto como para pensar en hacer un WiZink. De momento las Rivieras son nuestro objetivo máximo y queremos disfrutarlas como niños porque llenar la Riviera tres veces era algo que no nos imaginábamos ni un nuestros sueños más húmedos.

MI: En Tu Mejor Pesadilla Juancho se marca la piel. Estas cosas a veces pasan y son recuerdos para toda la vida.

R: A veces pasa… (Mientras nos muestra todos los tatuajes que lleva en su piel).

G: Claro. Estas cosas a veces pasan y nos han pasado a todos. Todos nos hemos tirado alguna vez a la piscina y hemos puesto la mano en el fuego por alguien ya sea una pareja, un amigo o un hermano y has tenido problemas. No tiene otra connotación más que esa.

MI: Costa Da Morte habla justo del momento en el que te das cuenta que algo empieza a fallar, que ya nada vuelve a ser lo mismo, pero a la vez no te arrepientes de haber saltado a ese vacío que ahora te tiene atrapado. ¿Os habéis visto alguna vez en ese momento parecido con la música?

R: Cada vez que sales de gira te estás enfrentando a eso. Es una profesión muy bonita pero cuando te va un poco mal o te sale algo rana, las cosas son muy jodidas. Es la p**** dedicarse a esto pero no todo es fiesta. Lo pasas mal estando fuera de casa. El año que viene probablemente solo tengamos dos fines de semana libres en todo el curso.

G: Es como la canción. Una cantidad emocional constante.

MI: Amasijo de Hueso es un pequeño paréntesis en esta historia. Aquí Juancho describe cómo es su relación con Leiva. ¿Qué os aporta Leiva a nivel profesional y a nivel personal?

R: Leiva no deja de ser un Sidecars más. Estuvo ahí cuando sacamos el primer disco, hemos teloneado a Pereza muchas veces, a Leiva también, y cuando todavía estábamos soñando de lejos con todo esto, él era no solo el hermano mayor de Juancho, también era la figura paterna o fraternal que nos daba los consejos y que nos contaba las cosas que sucedían en una gira. Es una persona que nos ha enseñado mucho y en la que seguimos apoyándonos.

MI: Llega Microinfarto. Aquí suena el teléfono y soy un esclavo. Estamos muy pegados a estos aparatos.

R: Efectivamente. Yo además soy una persona muy activa políticamente en redes y con el tema de Catalunya me quemé y decidí dejar las redes sociales durante un tiempo porque si no iba a estallar. No por nada más, pero es que hay veces que te envenenas. Al final vuelves pero porque lo tienen ahí y es inevitable. Hasta el móvil te sigue con GPS. Casi sería de agradecer una tormenta solar para que acabara con todos los satélites, risas.

G: Y más ahora en la era de la comunicación. Si tú tienes este aparato cerca ya tienes un cuarenta por ciento de libertad. En cuanto lo tiras o lo dejas de lado, tienes el cien por cien. Pero de momento con esto cerca puede contactarte cualquier persona, te enteras de todo lo que pasa, no es una libertad real. En realidad estás conectado a todo el mundo todo el rato.
Y en la canción pasa un poco lo mismo. Al final el teléfono no deja de sonar y no te deja afrontar tus libertades diarias o tus rutinas, y siempre te está rompiendo ese tirar para adelante.

R: Además de que pierdes mucho el tiempo. Yo me dí cuenta con Facebook. Me lo borré y eso sí que no me lo he vuelto a abrir. Era tener un poco de tiempo libre y entrar a ver qué noticias hay o qué está pasando, y no, joder. Coge un puto libro, o ve una película. En el momento que cerré Facebook empecé otra vez a leer muchísimo. Y cuando cerré Twitter e Instagram durante un mes, todavía más. Es inevitable también usarlo para currar. Nosotros antes éramos súper pasotas y esto fue una cosa que nos pasó por la derecha muy rápido hace un par de años. No estábamos en redes sociales. Decidimos actualizarnos un poco y darle vidilla, que al principio está muy bien pero luego tienes que aprender a dejarlo de lado.

G: Es un tema que siempre lo hemos ido gestionando nosotros pero que a día de hoy tenemos a una persona amiga nuestra, Alba, que es la que nos ayuda a llevar todas las redes al día y a gestionarlas bien. Más que nada porque la gente también te escribe muchas veces como si fuéramos amigos de toda la vida y llega un punto en que no puedes contestar a todo el mundo, no hay tiempo físico. Intentamos ser lo más amable y lo más cercano posible.

MI: Llegan Olvídame, Canciones Prohibidas, Cuando caigas en shock y Polvorosa. Aquí Juancho ya se ha abierto el pecho, se ha hecho el harakiri.

R: La portada es perfectamente la gráfica perfecta. (ríen)

G: Eso es. La portada es una foto de cuando se abrió Juancho el pecho (ríen).

MI: ¿Cómo es vivir con él y esos sentimientos tan cercanos?

G: Somos tan cercanos, tan colegas y tan hermanos, y nos llevamos desde hace ya mucho tiempo y convivimos tanto, que de un modo u otro los problemas de Juancho son los nuestros y al revés igual. Aquí nos apoyamos todos y esta carrera de músico tampoco es lo más estable y fácil psicológicamente, por eso nos damos apoyo mutuo constante y no somos gilipollas. No nos guardamos las cosas para que nos hagan el menos daño posible. Una carrera musical son un montón de cambios y muchas ansiedades que tienes que aprender a gestionar y filtrar, y aprender a compartir para poder recibir opiniones distintas. Y en este caso tenemos el chollo perfecto para sacarlas.
Estos problemas también los hemos vivido con Juancho y él, en el momento que está jodido nos enseña una melodía que le ha empezado a salir. Por eso hemos escuchado Olvídame cuando era una molécula de la canción que es ahora.

MI: Al final no solo las letras son el reflejo de un sentimiento. Los acordes y las notas también reflejan ese estado de ánimo que él tiene.

R: Sí que es cierto que el tratamiento que tiene el disco, precisamente de estos temas que has comentado, Juancho ha sido siempre el que traía las canciones ya en su cabeza. Ha tenido más tensión sobre los hombros que la que se suele tener a la hora de grabar un disco. Juancho no podía desconectar. Evidentemente toda esa tensión se notaba en la grabación, no hablo de tensión mala, cuidado. La tensión que generan todas las canciones tiene que ver un poco con todo el tratamiento. El disco transmite un mensaje muy claro y estamos muy contentos con el resultado.

MI: En Camino Fácil Juancho ya se da cuenta y asume que no hay vuelta atrás. ¿Llegasteis a pensar en la grabación que igual se estaba abriendo demasiado?

R: Yo creo que no. Hasta que no escuchas el disco terminado no eres consciente de todo lo que has contado. Hay que hacer un ejercicio de abstracción muy difícil mientras estás grabando los temas para ver el todo, y ese es el trabajo que hace Nigel. Nosotros hasta que no escuchamos el disco mezclado y terminado no vimos que igual sí era un disco demasiado abierto. En es un poco putada, porque al final todo es tan explícito y está tan claro que en las entrevistas todo el rato le pregunta, lógico por otro lado.

MI: Con Tan Rápido, ¿ha sido Juancho el único que no lo vio venir?

G: Sí, claro. Pero eso nos pasa a todos. Así somos lo humanos. Juancho pensaba que era el único que no lo podía ver y en realidad… Yo lo hubiera vivido igual, me hubiera pasado lo mismo.

MI: Todo es Mentira. Hay que seguir adelante.

R: Sí. No te queda otra. No vas a tener la cabeza siempre metida en el marrón. Es un disco muy catártico. Y con esta canción era un poco reponerse la situación.

MI: Conmigo o Sin mí es la canción que cierra el disco, pero ¿y la herida?

R: Esta canción es un para reflexionar de todo lo que ha estado contando en las anteriores. Yo creo que es un “To Be Continue…” como pasa con algunas series.

G: Es un poco darse cuenta de que los acontecimientos no pasan como tú quieres que pasen. Lo dejas abierto y que pasen como vengan. Que ya sabrás afrontarlos. Después de los doce cortes anteriores con este, ya dejas claro que estás listo y aceptas las cosas como te vengan.

MI: Al ser un disco tan personal. ¿Pensáis que pueda haber canciones que dentro de un tiempo Juancho no quiera volver a interpretar?

G: Una vez ya has contado lo que tenías que contar, la canción se convierte en la historia personal de la gente que la escucha y entonces pasa a ser bastante ajeno y no tan propio. Es algo que compartes con todo el público en general y así es más fácil de digerir. Al final cuando ves que pasa el tiempo, ves que esa canción es más de la gente que tuya.

MI: Despues de Contra las cuerdas y de haber hecho colaboraciones con Dani Martín, Iván Ferreiro, M-Clan o Leiva, ¿Con qué otros artistas os gustaría interpretar alguna canción?

R: Lo que salga de manera natural. Al fin y al cabo, todo lo que sucedió en ese disco fue una recopilación de amigos con los que hemos estado juntos en estos años de carrera y muchos se quedaron fuera. Tampoco podemos hacer un disco con quince colaboraciones pero seguro que seguirán surgiendo cosas, con Quique seguro o muchos otros amigos.
G: Juancho y Valde ha tocado con Rayden y Miss Cafeína o sea que sigue el mundo de colaboraciones y amiguismos que afortunadamente tenemos muy buen momento aquí en España y no van a faltar. Tampoco tiene que ser forzado. Cuando mejor sale es de manera natural.

Para terminar, dos preguntas de gente que me ha ido escribiendo por Instagram y que son para vosotros.

@oscurasutileza dice: Después de un disco tan visceral, que desprende tanta tristeza y melancolía, ¿cómo están vuestros corazones?

R: Estamos contentos y con ganas de salir de gira para ver como se ha transmitido todo esto que ella dice entre el público. Pero hasta que no lo veamos sudar y cantar en las salas no nos vamos a quedar tranquilos.

@animaconb os pregunta, ¿cuál es vuestro artista español de referencia en la actualidad?

G: Cogemos un poco de todos. Los obvios: Leiva, Iván, Quique González…  Ahora hay un montón de cosas nuevas. El otro día estuvimos viendo a Julián Maeso y flipamos, fuimos a ver a Love Of Lesbian y también flipamos. Está en muy buena forma la cosa, no paro de decirlo. Hay mucho que aprender de todos y queremos seguir aprendiendo de esta escena musical que tan en buena forma se encuentra.


ALT, un año pinchando la mejor música alternativa

En ALT, la radio alternativa online, cumplen hoy su primer año de vida. El 4 de julio de 2016, con Zahara como madrina, arrancaba un proyecto rompedor que en estos 12 meses ha dado mucho que hablar entre todos los que amamos y vivimos con pasión la música alternativa.

Bajo el lema: “EN ALT NOS GUSTA LO MISMO QUE A TI”, te has unido -nos hemos unido- a miles de amigos que hemos formado una gran familia, la familia ALT, a través de www.soyalt.com y la APP de ALT para Android -con cerca de 5.000 descargas-.

La Hora ALT, el programa/podcast origen de todo el proyecto, superó hace ya meses las 100 emisiones. Por sus micrófonos han pasado muchos de los cabezas de cartel de los festivales más en importantes del país junto a los nuevo valores emergentes de la escena alternativa. Iván Ferreiro, Lori Meyers, Rufus T. Firefly, Sidecars, Delafé, Morgan, Kuve, Full, Penny Necklace, Tuya, Modelo de Respuesta Polar, Siloé, Marcos Cao, Bravo Fisher, The New Raemon, McEnroe, Moses Rubin, Mister Marshall, Alice Wonder, Iseo, Samu del Río o Shinova son algunos de los artistas que ya se han acercado a los estudios de ALT. En los festivales, hemos compartido “ratitos” y micrófono con grupos como: Sidonie, Viva Suecia, Fuel Fandango, The Head and The Heart, Biffy Clyro o Love Of Lesbian, entre otros, y sobre todo, hemos compartido momentos inolvidables contigo, que vas a conciertos siempre que puedes, como nosotros. En La Hora ALT también contamos con colaboradores alternativos como la ilustradora P8ladas que se ha sumado al equipo de la radio más ALTernativa.

En estos 365 días, también se han colado en ALT las voces de cómicos como Álvaro Velasco, Dani Martínez, Alberto Casado, Rober Bodegas... Todos ellos con algún disco y recomendación festivalera bajo el brazo. Y también hemos hecho programas especiales: desde la Fnac de Callao (Madrid), para la presentación de Mi Silencio Habla De Ti (el último libro de Holden Centeno), desde Costello Club, colgando el cartel de "aforo completo" o incluso desde las Bodegas Elías Mora en Valladolid. Todo esto además de los numerosos programas realizados en festivales, bares, salas de conciertos o incluso desde las calles de cualquier ciudad.

NUEVOS PROGRAMAS Y LOCUTORES

El crecimiento de ALT se ha traducido en nuevos programas. ALTERNATIVAS, presentado cada martes por Ana Medina (@asidesastre), pretende dar el protagonismo que merecen las artistas femeninas españolas y también internacionales. LA HORA ALT FESTIVALERA repasa cada miércoles las principales novedades de los festivales. A los mandos, Nacho Criado “El Enterado”, pero son muchos los programas en los que los propios asistentes o los artistas cuentan en primera persona su experiencia en los festivales.

Con Freddy Arense al timón de ALTDespierta cada mañana y locutores como Bianka Ruano, Borja Corchado, Anna Rodríguez o Juanjo Rengel, ALT cubre buena parte del día bien acompañado por miles de oyentes.

Los viernes, ALTERADOS con Javi Moreno pone sobre la mesa los mejores planes para el fin de semana. Y los sábados y domingos (cada 15 días), Noel Castro presenta las novedades musicales de ALT en el programa ALT IN.

Las redes sociales también han sido claves en el desarrollo y conocimiento de ALT durante estos doce meses. Han contado con una gran actividad y crecimiento de forma orgánica en Twitter e Instagram (@soyalt_es), Facebook (@SoyALTOficial) y el canal de Youtube -en el que próximamente se incluirá una sección donde los artistas emergentes, además de tocar sus mejores temas, harán covers de sus canciones favoritas-. Y es que ALT es, más que una radio, una comunidad de amigos en torno a una pasión: la música alternativa. Su crecimiento está siendo posible gracias, principalmente, a las recomendaciones de la gente como tú, que como oyente, ha confirmado que acertamos con aquel eslogan, que surgió entre amigos y cervezas una noche de verano hace un año: “EN ALT NOS GUSTA, LO MISMO QUE A TI”.


Beris: «Todo tiene un sentido»

Hace un par de días me topé con un disco, Tan Solo un Grito, y decidí lanzarme, atreverme, darle al play. Esta decisión fue un acierto, como un tiro certero al corazón de la música de autor. Aquellas canciones empezaron a sonar y sus ritmos y sus letras enseguida se calaron en mi interior. Pero hubo algo más que me llamó la atención, la voz que pronunciaba aquellas palabras me era familiar. Era, y es, Beris, de 84. Con él he tenido la suerte de sentarme en una cafetería del centro de Madrid. Hemos quedado para hablar de su nuevo trabajo y de cómo ha sido volver a la escena musical después de estar tres años fuera, aprovechando, además, que este sábado 20 de mayo a las 21:00h tendrá lugar la puesta de largo de un disco que ya espera ser escuchado en la sala Galileo de Madrid. (entradas aquí)

84 se acaba en 2014, ¿por qué?

Nos comimos todas las batallas discográficas que te puedas imaginar pero justo aquel año estábamos muy bien, en realidad era nuestro mejor momento. Teníamos a Warner apoyándonos, una oficina de management increíble, estaba todo perfecto. Pero también traíamos ese cansancio de los diez años tocando juntos. No fue por una cosa directamente entre nosotros, más bien por un proceso vital, no es lo mismo dedicarte a la música con veinte años que con treinta o cuarenta. También hay otras prioridades. Uno de nosotros decidió que ya había terminado esa etapa y que necesitaba hacer otras cosas. Y nada. Así cerramos aquello. Yo acabé muy bien con Jaime y Ramón.

Con qué te quedas de aquella época.

Me quedo con todo lo que hicimos y todo lo que aprendimos. Fue una etapa, en la mayoría de las veces, en las que nos tocaba mirar a los mayores, observar y aprender. Ahora solo me alucina todo lo que nos pasó. Hicimos muchas cosas y muy frikis, pero fue una etapa más de aprendizaje que de repercusión directa para nosotros mismos.

Amaia Montero y Sudamérica

(Risas) Estuvimos con Amaia de gira por España y más tarde por Latinoamérica. Fíjate, no habíamos sacado ni el disco en España y ya estábamos tocando en Ecuador delante de 10.000 personal, Uruguay, Chile, Argentina… llegamos a tocar en el Luna Park. Fue una experiencia increíble. Aunque la verdad es que para nada nos gustaba la idea de tirar hacia ese estilo o etiqueta (que tanto usamos ahora) musicalmente hablando. Aunque con Amaia todo fue genial.

Teloneros de Pereza

Hicimos muchos conciertos con Pereza. Teníamos mayor sintonía con Rubén y Leiva y creo que eso también nos marcó un poco. Se portaron muy bien con nosotros. Fueron años para formarse y empaparse bien de toda aquella repercusión. En esos conciertos sí sentíamos que podíamos sacar público para 84.

Incluso Shakira

(Risas) Aquello solo fueron dos conciertos, y la realidad es que yo no estuve ni siquiera a cien metros de ella. Fue la experiencia de tocar en el Calderón, y eso que te llevas. También se aprende mucho.

¿Eres colchonero?

Soy madridista, aunque tengo una foto de aquel día en la sala de prensa. Mi pequeño contrato con el Calderón. (risas)

Os llegaron a comparar con grupos como Los Rodríguez, Ariel Rot, Pereza y Andrés Calamaro.

Ahora más, con el tiempo, es lógico que intentemos situar a una banda en un sitio o en otro. Creo que Pereza hizo una cosa súper interesante, porque fueron capaces de continuar con la estela que habían dejado grupos como Los Rodríguez, Calamaro, Tequila o Los Secretos. A nosotros nos gustaba la idea de que nos metieran en esa línea y nos comparasen con grupos como estos. Pero también vimos el cambio tan repentino que pegó el Pop. De repente llegó el “Indie” y nosotros no éramos ni comerciales ni indies. Nos quedamos fuera.

Qué rabia eso. O no.

Bueno. Es lo que nos tocó vivir. Yo tampoco presté mucha atención a lo que estaba pasando en ese momento a nuestro alrededor, y joder, lo que hicimos tenía aún más mérito. Nosotros cuando nos separamos no hubo ningún medio que se hiciera eco, bueno, hubo algún blog que dijo que nos habíamos separado. Pero aún con todo esto seguíamos haciendo bolos, tocabamos en Joy Eslava y lo vendíamos todo, hicimos miles de Galileos… Para mí era una cosa más de credibilidad, de… nosotros estamos cosiendo esto porque la gente viene a nuestros conciertos y se emocionan, y vuelven. Pero sí, me hubiese gustado que pasaran más cosas, pero también el éxito es muy traicionero. Fue lo que nos pasó en aquella época. Yo tengo la sensación extraña de no haberlo vivido, de verlo como desde fuera, en tercera persona.

Hubo momentos duros.

No me gusta quedarme con las cosas negativas. Para mí sí fue más la depresión post 84. En realidad no tenía nada que ver de por cómo habíamos acabado, simplemente si tú estás acostumbrado durante diez años de tu vida a hacer una cosa y de repente dejas de hacerla sin proceso de asimilación, creo que a cualquiera le pega un reventón, sobre todo algo tan gratificante como salir a tocar y que la gente cante y aplauda tus canciones. Esa dependencia estaba generada. A mí en el trabajo ya no me aplauden, pero cuando doy un concierto sí.

Pero es diferente. No se puede premiar a todo el que participa en una carrera solo por el simple hecho de calzarse las zapatillas. Entiendo que un concierto es distinto, pero también hay que saber valorar y reconocer el esfuerzo de aquella persona que se molesta en entrenar y en mejorar cada día que la que no lo hace y que se presenta igualmente.

Yo soy más de medalla a todo el que participa (risas). Pero te cuento cómo lo viví yo. A mí lo que me encantaba era tocar y aunque suene muy pretencioso lo que me gustaba era grabar discos y tocar. No me interesaba absolutamente nada más. En general, lo único que echaba de menos era lo adictivo que era ese reconocimiento. Te das cuenta de lo insignificante que eres. En ese momento yo tenía un refuerzo super bestia desde fuera. Ahora es verdad que lo vivo todo de manera más relajada, más individual. Soy mucho más feliz.

Una etapa nueva después de tres años fuera, cómo ha sido volver.

Me encantaría decirte que ha sido fácil, pero no. Ha sido una etapa muy de obligarme, de decir… tengo que hacerlo. Había mucha gente que me decía que debía hacerlo, que era mi sueño. En realidad mi sueño no era grabar el disco. Para mí era más una cuestión de, tengo un montón de canciones, me apetece hacer un disco, pensar los arreglos, dar conciertos… pero el objetivo ya había cambiado completamente. Era más una cosa de quiero hacer esto lo más serio y profesional que pueda a pesar de que yo tampoco vaya a implicarme a muerte.

Llegaste a decir que no hay que dedicarse mucho a la música (ver aquí)

¿Qué no hay que dedicarse mucho? Pues la suscribo, jajaja. No sé en qué momento de lucidez fue, pero estoy totalmente de acuerdo con esa frase.

Que importante la pausa.

Exacto. Así es. Lo que pasa que si es verdad que el hecho de haberse salido de todo aquello hace más difícil la vuelta. Es algo muy raro, porque ya sabes de qué va todo, y quizá sea por eso. Ahora soy muy consciente. Intento hacer todo con más tranquilidad, con más pausa. Y eso da más miedo.

Es tu versión más madura.

Totalmente de acuerdo. Es verdad que en la etapa de 84 éramos más jóvenes y también éramos tres. Cuando empiezas con veinte años se marca más la pauta. En un grupo, también acaba habiendo errores. Vas caminando hacia un sitio, a pesar de que yo siempre iba muy a mi bola y en 84 componía mucho con Jaime, es verdad que tenía mis canciones, pero era más en la interpretación.  Era otra cosa. Ahora sí que soy yo en toda mi esencia. Me siento súper identificado con lo que he hecho y eso es una pasada. Soy completamente yo.

Te lanzas en solitario pero no estás solo: Ramiro Nieto, Martí Perarnau, Chema Moreno y Sergio Valdehita te acompañan en este disco.

Totalmente. Creo que fue una de las decisiones más importantes que tomé de cara al disco. Es verdad que yo podría haberme producido todo el tema de la grabación y demás, pero como estaba un poco saturado de mí mismo creo que delegar totalmente en ellos fue un gran acierto. Me abandoné a su trabajo, se lo pedí y encantados accedieron. Lo han hecho suyo. Hay mucho de Ramiro Nieto y de Martí Perarnau en cómo suena el disco e incluso en las canciones, aunque luego me recuerdo que es cierto que las canciones ya estaban hechas mucho antes. Es lo que dice la gente de que el productor tiene que adaptarse al músico, pero en este caso en concreto, conmigo, creo que ha sido perfecto. Mis canciones que están un poco alejadas de todo lo que hacen ellos, y lo que ha salido lo siento mio, y son ellos al 99% los responsables del sonido y de los arreglos, de cómo suena el disco. Estoy muy feliz.

Podría haber sido un desastre.

(Risas) Exacto. Pero ha sido un éxito.

Grabar un disco estresa.

Es súper estresante. Incluso cuando lo que tienes entre manos es un lego o un simple puzzle.

¿En esos casos es mejor estar solo y tomar uno mismo las decisiones?

Sí. O no. A veces está bien pero en otras ocasiones también es bueno que haya gente cerca de todo ese proceso creativo para que te ayuden a tomar decisiones importantes. Creo que he tenido la inteligencia necesaria para olvidarme un poco de mí y de lo que me decía mi cabeza , y confiar en lo que me decían Ramiro o Martí, por ejemplo.

No te consideras un poeta. Cómo escribes las canciones.

Pues mira. Justo al terminar la etapa de 84 a mí me salieron un montón de canciones, muchas para piano, aunque yo tampoco sé tocarlo casi, pero sí lo suficiente para defenderme. Y de repente encontré un poco como mi camino. Eso fue muy gratificante, ya que por aquel entonces las cosas no eran fáciles. Me salieron unos veinte temas muy coherentes, aunque al final en el disco solo se han quedado nueve. La verdad es que pienso que cualquier hubiera valido, no tengo la sensación de haberme guardado muchos para mí, pero te mentiría si te dijera que no me he reservado nada para mí.

Quizá las que forman este disco son las que más te reflejas en esta etapa de tu vida.

Sí. Al final ha sido un poco la mezcla de todo lo que me ha pasado durante estos tres años. A pesar de que yo intento ser muy honrado con cada frase o palabra que escribo. Y sé que hablan de mí todas. El otro día lo hablaba con mi hermano, que también es compositor, y llegamos a la conclusión de que a cada frase que cerrábamos había que preguntarle si era verdad o no. Si es verdad se queda, pero si no, qué estás contando.

Es verdad. Aunque también funciona cuando escribes sobre cosas que no te han ocurrido.

Claro. Yo no sé lo que a la gente le gusta o le funciona, pero lo que sí tengo muy claro es que yo no soy poeta y no tengo esa capacidad. Yo escribo sobre cosas que me pasan a mí, eso sí te lo puedo contar.

Este disco son tus experiencias.

Sí. Desde luego. Todo lo que ocurre en el disco me ha pasado y lo he vivido.

Qué locura exponerse así.

Me encantaría no tener la necesidad de ser tan sincero en mis canciones para protegerme y guardarme cosas, pero ya te digo, de este disco solo he sacado nueve, o sea que algo sí me he guardado. Al final lo que he querido compartir lo he compartido. Pero también es mi forma de entender las canciones y de escribirlas. Admiro mucho a la gente que es capaz de componer o escribir cosas que no ha vivido o sentido. Pero para eso hay que ser un poeta.

134 tiene ese aire a 84

Totalmente. 134 fue uno de los temas que escribí en el límite de cerrar aquella etapa con 84 y quizá por eso tiene esos sonidos, con voces, con coros, más pop americano.

134 veces, son muchas veces.

(Risas) Incluso podían haber sido 193 o 200. Esta canción es más de lo que suele pasar en muchas ocasiones, de lo dejas con tu pareja pero aún así la sigues queriendo un montón. Suena un poco absurdo porque lo importante es quererse, pero a la vez lo dejas. Es raro, sobre todo en relaciones largas.  Yo creo que habla de muchas cosas. Quizá de algo que piensas que solo te ha pasado a ti pero en realidad eso mismo le ha pasado a todo el mundo.

Tan Solo un Grito. Por qué.

En realidad viene de una canción, pero en cuanto me salí un poco de la canción sí supe que iba a ser el nombre, porque es un grito, pero es tan solo uno. Es un poco también lo que he intentado contar en la portada. Te ha pasado algo, pero ya está, sigues feliz y sigues adelante. El rastro está ahí pero tú sigues con tu vida. Para mí es súper positivo el mensaje.

¿Han sufrido muchos cambios las canciones desde que las escribiste hasta ahora que has grabado el disco? ¿Qué música te ha influido?

Sí que han podido sufrir algunos cambios, no muchos. Porque en realidad para mí todas iban por el mismo camino. En cuanto a música que me haya podido influir en este disco, Richard Hawley, me he vuelto muy loco. No he podido dejar de escucharle. También Iván Ferreiro…

Iván es muy poeta.

Claro, jajaja. El cabrón es muy poeta, por eso le sale así. Pero también he buceado en Carlos Chaouen, Enrique Urquijo muchos estilos diferentes…

Las referencias son importantes.

Y necesarias. Y creo que lo que distingue, que lo hablábamos antes, en cuanto hablas de ti con exigencia y no estás hablando en general, ahí ya empiezas, a pesar de que tu forma de componer o escribir se parezca a otra, a ser tú. Entonces, yo creo que ahí si tiene que haber cierto compromiso con lo que escribes, de que sean cosas que te hayan pasado a ti.

Beris no es 84. ¿Tienes miedo de que la gente pueda esperar que este disco tenga un sonido muy parecido?

No lo siento así, pero podría tenerlo perfectamente. Tampoco estoy buscando volver a sentir aquello, entonces por eso no tengo miedo. Estoy muy contento con cómo ha quedado el disco. Y súper identificado con lo que he hecho. Habrá gente de 84 al que le guste, pero como también puede haberla de que nos les guste o incluso habrá gente a la que le llegue por primera vez. Esas cosas no hay que pararse a pensarlas porque te vuelves loco.

Al final lo que quedan son las canciones.

Totalmente. El disco no ha salido en lo que se considera una buena fecha para un lanzamiento, pero el crowdfunding llevaba mucho tiempo, el producir un libro también llevaba mucho tiempo y tenía que lanzarlo ya .

¿Hay fechas para lanzar un disco?

Parece ser que sí. Y son razonables. Es verdad que si lo lanzas en septiembre tiene más posibilidad de hacer una gira en invierno y hacer promoción durante el año para luego poder defenderlo en festivales también…

Pero no todo vale.

Desde luego y quién lo haga y busque los festivales no seré yo quien le juzgue porque también se gana la vida con esto. Igual que yo en el trabajo si mi jefe me pide que me quede una hora más pues me quedo. Con el disco a veces pasa lo mismo. Al final si es tu trabajo es bueno que te adaptes, y tampoco pasa nada. Para mí era más importante el proceso vital mío de, ahora lo quiero sacar, que el hecho de que alguién me dijera de hacerlo en otro momento.

A propósito del crowdfunding, un éxito absoluto.

Yo estaba súper acojonado, pero la realidad es que tuvo un recibimiento increíble. La gente lo petó. Lo puse en cuatro mil y llegar a los ocho mil fue algo realmente increíble. Y aún así el disco ha costado más, pero es verdad que con esta ayuda se han podido financiar recompensas muy bonitas y producir un disco realmente sincero. Pero la verdad es que estaba acojonado. Lo que estoy haciendo es muy difícil, dar un concierto y que vaya gente, enfrentarse a todo tú solo, acojona bastante.

Pero la independencia es buena.

Por supuesto. Y a mí me da muchísima libertad. Pero también te digo que si llega alguien y me ofrece su ayuda encantado la aceptaría. La independencia está muy bien pero muchas veces te ves limitado por otras cosas, tiempo, dinero o incluso te quemas de hacerlo todo tú solo, por eso pienso que es bueno tener gente que te pueda ayudar.

Cómo es trabajar con una compañía detrás.

La última experiencia que tuve yo fue con el último disco de 84 fue con Warner y la verdad es que estuvo genial. Creo que Warner nos respetó muchísimo e incluso el equipo de Pink House era increíble. No tuvimos quejas. En mi caso las experiencias con las compañías han sido positivas, también es verdad que ahora han cambiado mucho. Pero si soy amigo de éstas.

Fundación Carmen Pardo-Valcarce.

Es un sitio increíble. Llevo un año y medio allí trabajando de diseñador gráfico, además de ser monitor con chicos con discapacidad intelectual, y estoy muy feliz. Yo he trabajado en agencias de publicidad y no tiene nada que ver. El libro del crowdfunding se ha impreso a través de la imprenta de la fundación, y el resultado ha sido increíble. Obviamente quien quiera ganar dinero no se va a una fundación a trabajar, pero me sobran motivos par volver al día siguiente. Estoy muy contento.

Toca defender este disco.

Pues sí. Pero lo cierto es que no he cerrado nada aún. Sí me molaría hacer algo bonito para la vuelta del verano, en octubre o noviembre, hacer una “gira” en invierno. Molaría ir a Barcelona, por ejemplo, pero no tengo nada cerrado. Ya pensaré en ello más adelante. Por ahora el único concierto que tengo ya cerrado es el del 20 de mayo en Galileo.

¿Vas a ir con banda?

En Galileo voy a ir con banda. Tengo la suerte de que los chicos me van a acompañar en esta ocasión, sabedor de lo difícil que resulta a veces sacar hueco incluso para ensayar, pero para esta fecha en concreto se ha podido hacer así y es genial contar con tanto talento acompañándome. Sí soy consciente de que me va a tocar defenderlo solo en muchas ocasiones, por no decirte que en la mayoría, pero bueno, tampoco me preocupa demasiado.

Responde rápido. Un libro.

Boirs, de Jaap Ter Haar

Un disco.

“I Love You, Honeybear” de Father John Misty.

Una canción.

The Ocean, de Richard Hawley.

Con quién te gustaría hacer una colaboración.

Con muchos, jajaja. Pero ahora mismo estoy super emocionado con dos voces increíbles: Silvia Pérez Cruz y Zahara. Me parecen dos voces realmente bonitas. Además me parece que Silvia es una de las mejores cosas que están pasando ahora y que está ahí y no sé si nos estamos dando cuenta. Con Marc de Sidonie también me gustaría. E incluso conp Eros Ramazzotti, (risas).

Una comida.

Un buen arroz blanco con tomate. O un sandwich mixto. jajaja


Composers 2017: el concurso que tiene como premio la grabación de canciones en un estudio profesional

¿Tienes un grupo o eres solista y os gustaría grabar vuestras composiciones en un estudio profesional?

 

Pues la solución se esconde tras Composers Creative Music Contest 2017. Un concurso para jóvenes artistas, puesto en marcha por el Centro Universitario TAI, abierto a todo tipo de composiciones y estilos, que finaliza la recepción de candidaturas este viernes 12 de mayo.

Con requisitos nada exigentes, pues los grupos pueden contar con una formación de entre 1 y 5 músicos, y se admiten cualquier tipo de obras musicales, de estética libre y todo tipo de géneros –desde los más clásicos hasta los más independientes-, instrumentación y formación. Pueden además, ser composiciones realizadas con instrumentos acústicos o electrónicos/digitales.

Eso sí, los temas presentados, sin importancia del idioma, deben ser originales e inéditos de los autores que los inscriban en el concurso. No se admitirán versiones, ni arreglos de canciones u obras ya existentes, ni obras que superen los 6 minutos y 30 segundos de duración.

Durante todo el proceso de selección de los finalistas y durante la gala en la que se elegirá al grupo o artista ganador, y que se celebrará el 4 de junio en el mítico Café Berlín de Madrid, un  jurado compuesto por cuatro profesionales de la industria musical y docentes del área de Música TAI valorará la creatividad, originalidad e innovación de las obras presentadas.

Pero también, el público asistente el día del evento final, tendrá en sus manos la oportunidad de elegir con sus votos al que será el ganador de Composers 2017. En una gala donde los seleccionados tocarán en directo la pieza presentada, y en la que, al término de la misma, se dará a conocer al músico o a la banda que se alzará con el premio que le permitirá grabar su obra en un estudio profesional.

El envío de candidaturas está abierto a todo el mundo, pero los artistas y bandas externas a TAI deberán rellenar un formulario de inscripción que estará disponible en la web del concurso, antes de las 10:00 horas del próximo viernes. Los finalistas que presentarán su proyecto en el Café Berlín, se anunciarán a partir del 16 de mayo.

ENVÍA TU CANDIDATURA ANTES DE ESTE VIERNES 12 DE MAYO


Así se reparten los tres días del festival Tomavistas en su edición 2017

Gruopos como L.A., Enric Montefusco, The New Raemon o Morgan serán los encargados de cerrar la última jornada del Tomavistas 2017

 

Tras cerrar su inigualable cartel la pasada semana con 10 últimas confirmaciones, Festival Tomavistas desvela por fin su distribución por días.

El próximo viernes 19 de mayo, el Parque Enrique Tierno Galván abrirá por fin sus puertas por las que pasarán desde el mismo viernes y hasta el domingo 21 de mayo artistas como Goldfrapp, Lori Meyers, Hercules & Love Affair, C. Tangana, The Big Moon, Los Nastys, Svper, Aquaserge, Quentin Gas & Los Zíngaros, Schwarz, Holy Bouncer, Los Bengala y White Bats.

En la segunda jornada de Tomavistas, sábado 20 de mayo, los protagonistas serán Temples, The Horrors, León Benavente, Suuns, Los Punsetes, Delorean, Kokoshca, Mourn, Aries, Baywaves, Alien Tango, Las Odio, Cala Vento, Rural Zombies y Her Little Donkey.

Y finalmente el domingo 21 de mayo pondrán el broche de oro a la edición de 2017 bandas como L.A., Enric Montefusco, The New Raemon & McEnroe, Airbag, Polock, Morgan, Jeremy Jay, Egon Soda, Cómo vivir en el campo, Las Robertas, Triptides, Fuckaine, Atención Tsunami, My Expansive Awareness y Pavvla.

Las entradas de día ya están a la venta en la web de Tomavistas a un precio (hasta fin de existencias) de 40€ tanto para viernes como para sábado, y de 35€ en el caso del domingo, día para el que además se puede adquirir un pack familiar por 50€, para dos adultos más un máximo de dos niños. Los menores de hasta 10 años podrán asistir gratis al festival, y los que tengan entre 11 y 15 años podrán conseguir sus tickets por solo 5€.

Los abonos de tres días continúan a la venta por 65€ + gastos.


Radio3 vuelve al Reina Sofía para celebrar el día Internacional de los Museos

Más de 40 actuaciones en directo te esperan el próximo jueves 18 de mayo en el Museo Reina Sofía de Madrid

 

El 18 de mayo se celebra el Día Internacional de los Museos, una fecha instituida por la UNESCO para celebra el patrimonio cultural de todo el mundo. Y de nuevo Radio 3 lo va a festejar trasladando al Museo Reina Sofía de Madrid toda su programación desde las 7 de la mañana, una fiesta única con mucha música en directo.

La cita es en el patio del edificio Nouvel (Ronda de Atocha, esquina plaza del Emperador Carlos V) del Museo Reina Sofía. Desde las 7 de la mañana, Ángel Carmona y su equipo te estarán esprerando en Hoy Empieza Todo para inaugurar un escenario desde el que se emitirá la programación de Radio 3 con las actuaciones de: C. Tangana, Mikel Erentxun, Ariel Rot, Maga, Second, Neuman, Niños Mutantes, M Clan, Amparanoia, Grises, Rufus T. Firefly, Joan Miquel Oliver, L.A., Smile, António Zambujo, Depedro, El Twanguero, Hal Incandenza (a.k.a Henry Saiz), Los Coronas, Los Saxos del Averno, Molina Molina, Niño Josele, Vega, The Silverbacks, Cale Tyson, Josemi Carmona & Javier Colina, Pablo Und Destruktion, Ogun Afrobeat, Alien Tango, Morgan, Apartamentos Acapulco, Mourn, Biznaga, Red House, Ten Bears, Iseo & Dodosound, Freedonia, Polock, Vega y Viva Suecia, entre otros.

La entrada es gratuita hasta completar aforo. Leer más.

 


Mad Cool Festival: Manic Street Preachers

Manic Street Preachers, la nueva y última incorporación que cierra el cartel de Mad Cool 2017

 

Mad Cool Festival nos trae a Manic Street Preachers en su segunda edición, cerrando así el cartel definitivo de un festival que apuesta de lleno por el rock and roll en su estado más puro. Sus canciones pueden revocarnos a una mezcla entre Keane, Green Day o R.E.M. Un rock con letras muy potentes, contundentes, como un puñetazo en toda la cara y que reflejan una sociedad dura, dispuestos a cambiar las normas establecidas. Aunque empezó siendo una banda que no destacaba por todo lo alto, su perseverancia les ha llevado hasta una de las cimas más altas, y son ahora uno de los grupos de rock and roll más reconocidos a nivel mundial.

Naturales de Inglaterra y a principios de los ’90, apostaron por un estilo de rock que rompía hasta lo que yacía establecido. Pudieron ser telorenos de grandes referentes musicales como R.E.M, y lástima que los hermanos Ghallager se separaran, pues también iban a serlo en su tour del agosto del 96. Algo estaban haciendo bien estos chicos.

El fuerte contraste entre sus letras reivindicativas con la suave armonía que envuelve sus lyrics nos hace cantar casi a modo de himno “If you tolerate this, your children will be next".

Todas sus letras muestran en mayor o menor medida esa inclinación contra el fascismo. De hecho, uno de sus álbumes, “This is my truth, tell me yours”, se inspiró en uno de los panfletos que los españoles repartieron durante la guerra civil para demandar apoyo y derrumbar la II República. Querían sensibilizar a la población y para ello decían: “If you tolerate this, your children will be next”.

Además de toda la influencia política que tiene este grupo, cabe remarcar su constante lucha por seguir adelante, ya que en el año 95 el guitarrista del grupo desapareció misteriosamente. Tenían ya demasiados motivos para abandonar la música, pero en lugar de eso decidieron seguir adelante, y transmitirnos sus sentimientos, trasladarnos a sus historias. En fin, parece increíble que esto sucediera allá en el 95 y que ahora en 2017 podamos escucharles en Mad Cool Festival.


Festivales: En Órbita 2.0

En Órbita celebrará el próximo 13 de mayo su segunda edición, una apuesta por el buen rollo y la buena música que no te puedes perder

 

Decían que venían para quedarse, y no nos mintieron. El festival En Órbita vuelve a Granada con cambio de recinto incluido. Este año los conciertos tendrán lugar en la Feria de Muestras de Armilla, un lugar más amplio y adecuado para acoger a los miles de asistentes que, previsiblemente, llenarán por completo el aforo previsto por la organización. El número de escenarios se duplicará, casi como el número de grupos participantes entre los que encontraremos a Love of Lesbian, Niños Mutantes o Apartamentos Acapulco.

El gran atractivo de esta segunda edición será, sin duda... ¡La cerveza! Este año, gracias al patrocinio de cervezas Alhambra, los barriles que curarán la sed del respetable estarán llenos de una de las mejores cervezas de la península ibérica. Si a esto sumamos el buen tiempo que hará durante mayo en la (según votantes españoles) mejor ciudad del país, se nos presenta un panorama, cuanto menos, tentador.

La edición de 2017 ha sido creada por y para el baile. Se mire por donde se mire, los grupos que conforman el cartel buscan la efervescencia primaveral, invitando al buen rollo y al disfrute de un público que, seguro, estará tan activo y entregado como el año pasado.

Casi todas las bandas llegarán a Granada con nuevo material bajo el brazo, por lo que será una oportunidad única para valorar la interpretación en directo, la cara más pura y verdadera de cualquier artista.

Como comentábamos al principio, las entradas ya están casi agotadas así que, si no te quieres perder la segunda edición del festival En Órbita, hazte con la tuya cuanto antes aquí.

Recuerda, el 13 de Mayo tienes una cita en la Feria de Muestras de Armilla (Granada) con uno de los mejores festivales emergentes de nuestro país.


Jacobo Serra 3.0

Jacobo Serra ficha por Warner y anuncia que su nuevo disco será íntegramente en castellano

 

Así es. Jacobo Serra ha fichado por Warner Music y ha anunciado a través de su cuenta de Instagram que su nuevo y tercer álbum de estudio ya está grabado, y que será íntegramente cantado en español, todo lo contrario a sus primeros trabajos (Don't Give Up e Icebergs), ambos cantados en inglés, y con los que el cantautor albaceteño logró cosechar grandes éxitos. Logros que le han llevado a fichar este año 2017 por Warner y a unirse también a la familia de Pink House Management como agencia de contratación. "Un súper lujo contar con ellos como oficina", dice el cantante en sus redes sociales.

El disco, que verá la luz el próximo 29 de septiembre, lleva el sello de Juanma Latorre como productor del mismo. Y será a finales de mayo cuando podamos escuchar el primer adelanto del nuevo y tercer trabajo de Jacobo Serra, que ha apostado en esta ocasión por el idioma de nuestro querido Hidalgo de la Mancha, Don Quijote, el español.