La banda americana dio un recital de folk rock pese al poco tiempo que pudieron tocar

 

La música es imparable. Tiene una fuerza inmensurable que nos hace capaces de aguantar cualquier cosa. Y así lo demostraron los fans de The Lumineers que durante más de una hora estuvieron esperando bajo la intensa lluvia que caía con fuerza y sin parar en su paso por Mad Cool durante la jornada del viernes.

La banda de Denver salió con retraso en su concierto debido a que la lluvia retrasó todo el proceso que lleva poner en marcha un escenario como el Stage 1 de Mad Cool. Con todo cubierto para que nada se estropeara había que preparar en tiempo récord el escenario para que Wesley Schultz y los suyos pudieran salir a dar su espectáculo. Pero por fin llegó el momento, eran las 19:50 y The Lumineers se hacia presente en Madrid. En ese mismo instante el cielo se abrió y salió el sol.

Wesley, Neyla y Jeremiah se plantaban delante de casi 10.000 personas, aunque es cierto que en las primeras filas de la izquierda del escenario apenas había gente. Es una pena ver como el público no pueda estar cerca de sus ídolos por la zona vip -casi vacía- que se habilitó en los dos principales escenarios de esta edición de Mad Cool Festival.

 

The Lumineers se debe a su público y así se lo hizo saber. No era mucho el tiempo que tenían para tocar así que la banda americana tiró de clásicos como Flowers in your hair, Slow it down, Classy girls, Stubborn love,  para luego dejar paso a temas de su álbum más reciente, Cleopatra; canción que sonó imperial. Le siguieron Angela y Ophelia, juntas emocionaron como ellas solo saben hacerlo. Sleep on the floor se hizo eco de lo que allí estaba pasando y también se unió a la fiesta. Nadie quería perderse el buen rollo que estos muchachos transmiten desde el escenario. También hubo tiempo para hacer algún que otro directo desde nuestra cuenta de Instagram (@musicailustrada), sentíamos la necesidad de traeros a ese momento, a ese lugar. No éramos conscientes, pero se iba acercando el final. Y entonces llegó Ho hey para despedirse de Madrid y dar las gracias a un publico entregado que vivió con intensidad un concierto que se hizo fugaz.

De momento Cleopatra sigue con su gira por Europa donde parará el próximo 14 de julio en Montreux, Suiza. Aún es muy pronto para saber si The Lumineers volverá a pasar por nuestro país. Por eso haber vivido este concierto este año en Mad Cool ha sido un sueño cumplido.